5 de febrero de 2010

Las lesiones más comunes jugando al fútbol


Entrada fuerte al tobillo


Cuando hablamos de lesiones deportivas, entendemos como tales los daños causados a nuestro organismo por la práctica de una actividad deportiva. Estas lesiones pueden ser fortuitas o como consecuencia de una mala preparación física.


Prevención
La prevención de lesiones en el futbol así como en cualquier práctica deportiva, depende de una serie de factores que pueden hacer que las probabilidades de lesionarse disminuyan considerablemente.

  • Una adecuada preparación física
  • Calentamiento y estiramiento correcto
  • Material y equipo adecuado (calzado, ropa…)
  • Cumplimiento de las normas y reglas del deporte en cuestión
  • Correcta alimentación e hidratación
  • El reposo adecuado.

Aun siguiendo todas estas pautas, no podemos asegurar que no vayamos a lesionarnos. Pero si que es cierto que preparar nuestro cuerpo para la práctica deportiva, hace que las posibles lesiones puedan evitarse.

 

Calentamiento y estiramientos son fundamentales.

Cuando vamos a realizar un esfuerzo físico ya sea a nivel profesional o a nivel amateur tenemos que preparar a nuestro organismo para ello. Es por eso que un buen calentamiento y unos buenos estiramientos antes y después de cada sesión deportiva, son la base fundamental para evitar lesiones.
El calentamiento no solo está enfocado para mejorar el rendimiento deportivo, también es una pieza fundamental para no lesionarse. Los músculos deben estar preparados para los esfuerzos físicos y esto se consigue aumentando paulatinamente la temperatura y el flujo de sangre para que puedan “trabajar” en las mejores condiciones.
El calentamiento, unido a unos buenos estiramientos de los bloques musculares que se van a poner en funcionamiento, hace que la coordinación aumente, como consecuencia disminuirá la probabilidad de lesión. Los estiramientos tienen como fin dar suficiente elasticidad a los músculos para que los movimientos necesarios en la práctica deportiva sean eficaces.

Lesiones más comunes.

En futuros reportajes haremos un repaso más exhaustivo de las lesiones más comunes y de cómo recuperarse de forma adecuada pero podemos diferenciar varios bloques para ir familiarizándonos con ellas y en caso de que se produzcan, conocerlas.

Lesiones musculares: una de las más usuales en el mundo del futbol, el daño provocado al musculo puede venir provocado por distintos factores entre ellos un mal calentamiento o una carga excesiva de trabajo.

Lesiones en las articulaciones: los esguinces son los más comunes, tanto de tobillo como de rodilla. No siempre son fortuitas, también pueden venir por una mal preparación física.

Lesiones óseas: al ser un deporte de contacto, siempre existe el riesgo de que los huesos puedan sufrir algún percance.

Lesiones tendinosas: un exceso de trabajo o un material deportivo en mal estado pueden hacer que nuestros tendones, sufran.

También te puede interesar

5 comentarios:

Anónimo dijo...

cuales son los riesgos de jugar futbol sin entrenar sin calentar porque no tienen la información adecuada

Varelovich dijo...

Principalmente lesiones musculares y torceduras. Y sino se suele hacer actividad deportiva también tienes más posibilidad de caídas.

david beltran dijo...

Qué pasa si jugamos fútbol y futsala hay algún problema para las rodillas ¿?

Jose Miguel Varela dijo...

Las rodillas son una de las articulaciones que más sufren , por eso es importante tener una buena musculatura que las proteja.

Jose Miguel Varela dijo...

Las rodillas son una de las articulaciones que más sufren , por eso es importante tener una buena musculatura que las proteja.